Clemente de Alejandria

[if gte vml 1]><v:shapetype id="_x0000_t75" coordsize="21600,21600" o:spt="75" o:preferrelative="t" path="m@4@5l@4@11@9@11@9@5xe" filled="f" stroked="f"> <v:stroke joinstyle="miter"></v:stroke> <v:formulas> <v:f eqn="if lineDrawn pixelLineWidth 0"></v:f> <v:f eqn="sum @0 1 0"></v:f> <v:f eqn="sum 0 0 @1"></v:f> <v:f eqn="prod @2 1 2"></v:f> <v:f eqn="prod @3 21600 pixelWidth"></v:f> <v:f eqn="prod @3 21600 pixelHeight"></v:f> <v:f eqn="sum @0 0 1"></v:f> <v:f eqn="prod @6 1 2"></v:f> <v:f eqn="prod @7 21600 pixelWidth"></v:f> <v:f eqn="sum @8 21600 0"></v:f> <v:f eqn="prod @7 21600 pixelHeight"></v:f> <v:f eqn="sum @10 21600 0"></v:f> </v:formulas> <v:path o:extrusionok="f" gradientshapeok="t" o:connecttype="rect"></v:path> <o:lock v:ext="edit" aspectratio="t"></o:lock> </v:shapetype><v:shape id="Picture_x0020_6" o:spid="_x0000_i1025" type="#_x0000_t75" alt="https://www.goodfreephotos.com/albums/egypt/alexandria/scanne-de-coureurs-des-mers-poivre-d-arvor-in-alexanderia-egypt.jpg" style='width:468pt;height:336pt;visibility:visible'> <v:imagedata src="file:///C:\DOCUME~1\TRINIT~1\LOCALS~1\Temp\msohtmlclip1\01\clip_image001.jpg" o:title="scanne-de-coureurs-des-mers-poivre-d-arvor-in-alexanderia-egypt"></v:imagedata> </v:shape><![endif][if !vml][endif]

[if gte vml 1]><v:shapetype id="_x0000_t75" coordsize="21600,21600" o:spt="75" o:preferrelative="t" path="m@4@5l@4@11@9@11@9@5xe" filled="f" stroked="f"> <v:stroke joinstyle="miter"></v:stroke> <v:formulas> <v:f eqn="if lineDrawn pixelLineWidth 0"></v:f> <v:f eqn="sum @0 1 0"></v:f> <v:f eqn="sum 0 0 @1"></v:f> <v:f eqn="prod @2 1 2"></v:f> <v:f eqn="prod @3 21600 pixelWidth"></v:f> <v:f eqn="prod @3 21600 pixelHeight"></v:f> <v:f eqn="sum @0 0 1"></v:f> <v:f eqn="prod @6 1 2"></v:f> <v:f eqn="prod @7 21600 pixelWidth"></v:f> <v:f eqn="sum @8 21600 0"></v:f> <v:f eqn="prod @7 21600 pixelHeight"></v:f> <v:f eqn="sum @10 21600 0"></v:f> </v:formulas> <v:path o:extrusionok="f" gradientshapeok="t" o:connecttype="rect"></v:path> <o:lock v:ext="edit" aspectratio="t"></o:lock> </v:shapetype><v:shape id="Picture_x0020_6" o:spid="_x0000_i1025" type="#_x0000_t75" alt="https://www.goodfreephotos.com/albums/egypt/alexandria/scanne-de-coureurs-des-mers-poivre-d-arvor-in-alexanderia-egypt.jpg" style='width:468pt;height:336pt;visibility:visible'> <v:imagedata src="file:///C:\DOCUME~1\TRINIT~1\LOCALS~1\Temp\msohtmlclip1\01\clip_image001.jpg" o:title="scanne-de-coureurs-des-mers-poivre-d-arvor-in-alexanderia-egypt"></v:imagedata> </v:shape><![endif][if !vml][endif]

En un mundo pos- cristiano donde siglos de inercia cultural religiosa en Occidente han promovido el materialismo y el total abandono de la espiritualidad me parece importante mirar al pasado donde es posible re-descubrir un cristianismo que en algunos aspectos es innovador y revolucionario.

Clemente de Alejandría, (150-215) es una de esas figuras históricas que suelen ser relegadas al olvido e injustamente subestimadas. En una época crucial de la historia de la cristiandad, Clemente sabe conectar con acierto el racionalismo clásico Helénico con la espiritualidad y misticismo del cristianismo incipiente creando una teología que en gran parte se sostiene hoy día. Según unas fuentes nació en Atenas y acorde a otras en Alejandría, ambas ciudades centros del saber y conocimiento en la Antigüedad. Estudio bajo la tutela de diferentes maestros en Grecia, Asia menor y Palestina. Fue ordenado al sacerdocio en el año 189 por el Papa Julián.

Clemente se crió en una familia pagana y fue pagano (es decir seguidor de la religión Romana y practicante de los Antiguos Misterios) y estudio filosofía en Atenas quedando muy marcado por la filosofía estoica y el Platonismo y de ahí llego al Cristianismo. Esa educación clasicista le hizo creer en un Jesucristo benefactor y no el Christo Majestas que la iglesia fomentó después. En su teología, Clemente usa la lógica y crea la Vía Negativa: no puede afirmar que es Dios solo lo que no es. Y Clemente nos dice " Dios no es espacio ni forma está por encima de lugar, nombre y pensamiento. Dios no tiene límites, ni forma, ni nombre. Es anónimo"

Para Clemente la Salvación es algo que sucede aquí y ahora, el mensaje de Cristo es algo práctico que vivimos y nos transforma. El Nous es desde donde rezamos: es, simultáneamente el centro de la razón y de ese algo intangible que es el alma humana. El Nous puede entenderse como el intelecto o el espíritu y también traducirse como el sentido común y es esa facultad entendida filosóficamente con la que la mente humana puede comprehender la realidad que le rodea.

En su tratado, Protréptico, Clemente introduce una antropología de la religión describiendo como las primeras religiones centradas en el culto al sol, la luna y otros astros confundían a estas con Dioses y como después religiones consecutivas poseían un elemento de antropomórfico en el que los Dioses eran descritos y entendidos como seres humanos con poderes divinos pero que sufrían de las mismas limitaciones morales que el hombre. Clemente describe a estas religiones como ‘fabulas vanas, impías y absurdas’. La Verdad Universal es el Logos y Clemente exhorta a sus lectores a convertirse al Cristianismo.

En su segundo libro, Pedagogo, Clemente introduce una importante corriente Estoica en el cristianismo influido por las enseñanzas de Rufo, quien fuera maestro de Epitecto. Igual que el dualismo Platónico encuentra su equivalencia en la teología Cristiana, las casi ascéticas ideas de la filosofía estoica también se transfieren perfectamente al mensaje cristiano.

En este libro Clemente elabora unas ideas que me parecen frescas e increíblemente relevantes hoy porque nos presentan a un Dios del Amor que es inclusivo y se halla mas allá de los dogmas confesionales:

“Pero el Buen Maestro, la Sabiduría, la Palabra de Dios que creó al hombre, ama y se preocupa por la naturaleza completa de Su creación; el omnisciente Medico de la humanidad, el Salvador que cura el cuerpo y el alma. ‘Levántate!’ le dijo al paralitico ‘Coge la cama en la que estas acostado y ve a tu casa’ y de inmediato el enfermo recobro sus fuerzas. Y a los muertos Les dijo ‘Lázaro, camina’ y el muerto se levanto de su ataúd y resucitó. Pero más aun, El cura las almas en sí mismas con preceptos y presentes- con preceptos sin duda alguna, pero siendo generoso con Sus presentes Nos dice a los pecadores ‘Vuestros pecados son perdonados’.”[1]

Clemente entiende el pecado como un error involuntario que se opone a la razón y a Dios como un Dios del amor, un Dios filantrópico y bueno que es también inclusivo y ama toda su creación por igual.

Clemente entiende el pecado como un error involuntario que se opone a la razón y a Dios como un Dios de amor, un Dios filantrópico y bueno que es también inclusivo: en el Pedagogo Clemente defiende la igualdad de los géneros y describe a Dios como un ser que posee atributos femeninos y masculinos. Es aquí donde una vez más consigue combinar su educación clásica con la teología Cristiana y aclara que ‘Tanto el hombre como la mujer poseen la misma Virtud’ bajo la mirada de Dios y alaba a los Griegos Áticos que usaban una misma palabra para designar a hombres y mujeres. Clemente defiende, asimismo, la plena participación de la mujer en la iglesia.

Este libro es también una guía de comportamiento ético en los baños públicos y en la mesa además de una admonición a vivir una vida equilibrada -Clemente dedica capítulos enteros al uso del alcohol, la abstinencia sexual y hasta al uso de joyas- pero es equilibrio lo que sugiere Clemente en su tratado y aboga por el uso racional y moderado del alcohol y del disfrute sensual de la Creación.

En sus Misceláneas, Clemente compara a Platón con Moisés y la función de la filosofía teniendo los mismos objetivos que la Ley Mosaica definiendo a ambas como precursoras del Evangelio. Clemente entiende a la fe como algo voluntario nacido de la razón a través del Logos y el único camino hacia el conocimiento Divino. Para Clemente el martirio es una afrenta a Dios y un desprecio al regalo de la vida. Hay un componente importante de ecumenismo en la manera en la que Clemente entendió su ministerio. Muchas de sus ideas no estarían fuera de lugar en un contexto cristiano liberal contemporáneo.

Que paradójica es la historia! No deja de sorprenderme que ideas tan relevantes como las de Clemente no tuvieran eco en épocas posteriores. Clemente es venerado en la Iglesia Anglicana el cinco de Diciembre.

Darren Lorente-Bull

[1] Christian Ethereal Classics http://www.ccel.org/ccel/schaff/anf02.vi.iii.i.ii.html

Entradas destacadas
Entradas recientes