Miércoles de Ceniza



«Polvo eres y en polvo te convertirás»




Dios TODOPODEROSO y eterno, que nada de lo que has hecho aborreces,

y perdonas los pecados de todos los que se arrepienten:

Crea y haz en nosotros corazones nuevos y contritos,

para que lamentando dignamente nuestros pecados, y reconociendo nuestra miseria,

obtengamos de nosotros a ti,

Dios de toda misericordia, perfecta remisión y perdón;

través de Jesucristo nuestro Señor. Amén.




Antiguo Testamento

Joel 2.12-17


VOLVEOS a mí, dice el Señor, con todo vuestro corazón, y con ayuno, y llanto, y lamento. Y rasgad vuestro corazón, y no vuestras vestiduras, y convertíos al Señor vuestro Dios, porque él es clemente y misericordioso, tardo para la ira y grande en misericordia, y se arrepiente del mal. ¿Quién sabe si volverá y se arrepentirá, y dejará una bendición tras de sí, una ofrenda y una libación para el Señor tu Dios? Tocad la trompeta en Sión, santificad el ayuno, convocad una asamblea solemne, reunid al pueblo, santificad la congregación, reunid a los ancianos, reunid a los niños ya los que maman; salga el novio de su cámara, y la novia de su aposento; lloren los sacerdotes, ministros del Señor, entre el pórtico y el altar, y digan: Señor, perdona a tu pueblo, y no des a oprobio tu heredad, para que las naciones se enseñoreen de ellos: ¿por qué dirán? entre el pueblo, ¿dónde está su Dios?


EL EVANGELIO

San Mateo 6.16-21


CUANDO ayunéis, no seáis como los hipócritas, de aspecto triste, porque desfiguran sus rostros para parecer a los hombres que ayunan. De cierto os digo que ya tienen su recompensa. Pero tú, cuando ayunes, unge tu cabeza y lava tu rostro, para no mostrar a los hombres que ayunas, sino a tu Padre que está en secreto; y tu Padre, que ve en lo secreto, te recompensará en público. No os hagáis tesoros en la tierra, donde la polilla y el orín corrompen, y donde ladrones minan y hurtan; sino haceos tesoros en el cielo, donde ni la polilla ni el orín corrompen, y donde ladrones no minan ni hurtan : porque donde esté vuestro tesoro, allí estará también vuestro corazón.


Texto del Libro de Oración Común,


Entradas destacadas
Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square