22 Nov 2020

15 Jul 2020

Please reload

Entradas recientes

TODO EMPEZÓ EN SEMANA SANTA

4 Apr 2020

1/10
Please reload

Entradas destacadas

El mundo secreto de Dios: estética, relaciones y la conversión del Islam chiita al cristianismo

 

 

 

Introducción

 

En una mañana de verano relativamente soleada (para Escocia) me encontré con Frances en una cafetería en lo que llamaré Castle City. Nos encontramos a través de un conocido mutuo en una universidad y la parroquia episcopal local.

 

Es una mujer de aspecto frágil, liviano, que  sin embargo posee una personalidad fuerte aunque introspectiva y se siente a gusto con las palabras que hacen que la conversación sea agradable. Se ve completamente como en su casa en el Reino Unido  recordándonos que el nombre de Irán está relacionado con la palabra inglesa aryan. Su conversión, como con muchas conversiones, ya sea al cristianismo, el ateísmo o el humanismo, tuvo lugar durante muchos años y quiero dar la debida importancia a las diversas fases en este proceso complejo. Además, debe tenerse en cuenta que esta es el relato de una conversión, de la diáspora, porque muchos de los eventos clave tuvieron lugar fuera de Irán.

 

Conversión

 

Antes de comenzar, quiero aclarar un punto acerca de la palabra "conversión". Tanto en el Islam como en el cristianismo (y yo soy cristiano) existe un concepto de conversión genuina v. conversión falsa. Por ejemplo, en el Islam, cualquier conversión fuera del Islam es, ipso facto, no genuina. La verdadera conversión es la materia de la gracia, y por lo tanto siempre se está moviendo hacia la verdad.

En el cristianismo, el principal factor comúnmente utilizado por los misioneros y ministros tiene que ver con el motivo. Una persona que se convierte por razones políticas (es decir, no le gusta su gobierno islámico), motivos de migración, matrimonio o ganancia financiera son vistos con gran sospecha y como un falso converso o simplemente como un mentiroso. En el cristianismo, la conversión "genuina" se considera que fluye de un cambio de corazón genuino con respecto al sentido de uno mismo, la humanidad y Dios: todas estas cosas se reinterpretan de alguna manera a través del lente de Jesucristo, su vida y sus enseñanzas.

Quiero reconocer la importancia de ambas tradiciones religiosas para comprender qué es y qué no es la conversión, pero mi enfoque aquí es más antropológico. Si alguien llama a algo en su propia conversión de vida, estoy dispuesto a aceptar su etiqueta, incluso si está en desacuerdo con los significados islámicos o cristianos. La apostasía de un musulmán es la entrada de otro cristiano en el Reino de Dios.

 

Narrativa: eventos y cambios

 

El padre de Frances nació en Irán en la primera década del siglo XX en una pequeña ciudad agraria y religiosa entre Teherán y Mashhad. Reza Shah (nacido en 1925-41) lo envió al oeste para estudiar. Este fue un período de "apertura" según Frances. Llegó en tren a Gran Bretaña en los años 30. Ella recuerda sus historias de la pobreza de Rusia con sus campesinos descalzos, y la maravilla que sintió al ver las farolas de París, la primera vez que había visto una luz eléctrica en su vida. Se presentó a los exámenes de lectoescritura y aritmética en su universidad de Inglaterra: un hombre maduro que realiza los mismos exámenes que los jóvenes ingleses de 16 o 17 años. Después de completar su formación en medicina, regresó a Irán, donde en 1947 conoció a su futura esposa, posteriormente se casaron en Birmingham dentro de un año o dos después de su primera reunión.

Debido a su formación  occidental, el padre de Frances se había convertido en una autoridad médica respetada en Irán, y así fue enviado por el gobierno a Ginebra, Suiza para trabajar con una organización médica internacional en 1949.Frances nació allí, al igual que su única hermana, y  vivió allí hasta que  tenía 16 años, después de lo cual la familia regresó a su tierra natal de Persia. Esta fue, por supuesto, una transición difícil, pero Frances recuerda que había entonces 'tolerancia real' y que cuatro religiones oficiales en Irán. Comentó que todo esto cambió después de la Revolución Islámica (1979) después de la cual los no musulmanes no pudieron ocupar cargos públicos.

En Irán fue a una escuela francesa, la Misión Laique, y luego se graduó en Estudios Ingleses en la Universidad Nacional de Irán. En 1972 le ofrecieron una beca para continuar sus estudios en Beirut, pero optó por estudiar en la Universidad de Nottingham en Inglaterra. Estudió allí desde 1972 hasta 1977 y recibió un MPhil y un doctorado en Literatura. Su tesis doctoral fue sobre la fe y la duda en los poetas del siglo XIX, que incluía al poeta jesuita inglés Gerard Manley Hopkins (1844-1889), él mismo convertido del anglicano al cristianismo católico. La investigación de la poesía de Hopkins la puso en contacto con brillantes jesuitas "que también fueron humildes y maravillosamente humanos". Aquí hay algunas líneas de su poema de 1866 "Pascua":

Busca la casa de Dios en multitud feliz;

 Atestada, que su mesa sea;

 Mezcle alabanzas, oración y canción,

 Cantando a la Trinidad.

De aquí en adelante deje que sus almas hagan siempre cada mañana un día de Pascua.

 

 O de su poema

 "Como el Martín pescador se prenden fuego": Cristo juega en diez mil lugares,

 Encantador en sus extremidades y encantador más allá de los ojos, para el Padre, a través de las facciones de los hombres.

 

Después de completar sus estudios ella regresó a Irán, donde fue bautizada en 1978 por Bp. Hassan Dehqani-Tafti (1920-2008), obispo anglicano de la Diócesis de Irán de 1961 a 1990, él mismo un converso del Islam. La narrativa: la conversión y el mundo secreto de Dios. ¿Cómo ocurrió todo esto? Ciertamente, hay muchos musulmanes que han tenido experiencias similares -al pasar parte de su infancia o educación en Occidente- que no se convierten al cristianismo. De hecho, algunos de ellos vuelven de la experiencia disgustados por lo que han visto e intentan convertirse en mejores musulmanes en lugar de abandonar por completo el Islam. Esa es la pregunta que discutiré en esta sección. La primera exposición de Frances al cristianismo llegó en una forma sorprendente, como ella reconoció: en Ginebra, una ciudad central para la tradición reformada, había una gran iglesia católica cerca de su casa. La estética de esta iglesia a la que ella entraría de vez en cuando la impactaría profundamente. Ella describió sus espacios oscuros, las velas parpadeantes, el olor sagrado y el canto en latín (esto fue antes de que el Vaticano II instara a las iglesias a adaptar los idiomas locales). Ella dice que fue "engañada ... por esta experiencia fuera del mundo", con sus clérigos vestidos con túnicas negras, confesionarios, monjas y Estaciones de la Cruz. "Fue muy reconfortante ... solía envidiar a esta gente". Sintió una intimidad y una conexión con esto, su propio "mundo secreto". Sus padres no estaban contentos con esto, en particular se opusieron a las imágenes, una objeción clásica islámica a Iglesias cristianas. Ella aclaró: "Era mi mundo". Aquí hay una conexión con el tema de la literatura. Recuerde que la literatura sería central para la vida de Frances indefinidamente. "Estaba leyendo libros como Narnia, Secret Garden, Edith Nesbit; Yo era una ávida lectora ". Cuando le pregunté en este momento cuál era su impresión de Jesucristo, respondió que alrededor de los diez u once años comprendía que Aslan (de Lewis 'Chronicles of Narnia) representaba a Jesús. Ella leyó esos libros "docenas de veces" y se enfrentó a una figura intrigante. Ella lo recordó como una puerta por la que uno podría pasar, pero no regresar, una imagen de la serie de Narnia. Hay un sentido de fatalismo en el Islam, explicó, mientras que Jesús era humano, "él entiende, él está allí". No solo las historias que leyó le afectaron, sino que también recordó las ilustraciones de Jesús de los libros para niños. Jesús fue retratado como una persona amable y gentil que disfrutaba la compañía de los niños. Tenía una "cara amable". A pesar de esto, ella lidió con el lenguaje del Hijo de Dios, una de las principales objeciones del Islam a la fe cristiana y la comprensión cristiana de Cristo en particular. Mencionó que a veces se sentía atraída por el unitarismo, pero sintió que eso habría sido un compromiso: "Me di cuenta de que el Dios unitario era demasiado islámico". Al partir hacia Irán a los 16 años, sublimó su viaje religioso. Estaba concentrada en terminar la escuela y se concentró en eso. Sin embargo, volvió a leer muchos de los libros de su infancia. No fue hasta que estuvo en Nottingham, en sus primeros 20 años, que las cosas realmente "despegaron". Era Navidad y todos se habían ido a casa por un período de tres semanas a excepción de unos pocos extranjeros, y la mayoría de ellos eran hombres, ninguno de Irán. Recuerda haber estado en una residencia temporal durante el receso de vacaciones con africanos y algunos chinos, todos cocinando su propia comida y hablando en idiomas que no entendía en absoluto. Ella describe su estado como casi suicida. Pero oyó un golpe en la puerta y fue el capellán metodista de la universidad quien la invitó al servicio de Navidad, al que decidió asistir. Significativamente, esto condujo a la hospitalidad y el compañerismo de un anfitrión de sus feligreses. Habiendo estado expuesta a la estética de la fe cristiana a través de sus permanencias inadvertidas a la iglesia católica en Ginebra, y habiendo sido desafiada con algunos de los conceptos cristianos clave a través de su lectura, ahora pudo conocer el mundo de los cristianos viviendo el cristianismo. "Ese fue el comienzo de otra cosa ... Pude ver el lado positivo del [cristianismo]". Y este lado positivo del cristianismo vino en la forma de dos viejas solteronas de la iglesia metodista que se hicieron amigas de ella y la invitaron a comer, incluso al Almuerzo de Navidad Desde ese momento en adelante ella estuvo conectada a esa iglesia Metodista; comentó que el capellán metodista era "muy bueno". Durante este tiempo también visitó la iglesia anglicana local que le gustaba porque le recordaba más a la iglesia católica en Ginebra. Sin embargo, hubo un punto de tensión que provocó la reflexión sobre el tema del bautismo: la iglesia metodista permitió a todas las personas tomar comunión, mientras que la iglesia anglicana solo permitió a los cristianos bautizados tomar la comunión. Durante este período, también conoció a otros estudiantes que eran cristianos. Sin embargo, finalmente decidió no bautizarse en Nottingham, porque no quería que fuera parte de su "experiencia estudiantil", es decir, algo que uno hace cuando está fuera del hogar y de la familia y que podría interpretarse como impetuoso o irresponsable. o infantil Al regresar a Irán, reflexionó sobre las iglesias disponibles para ella: no era ni armenia ni asiria, que son las dos principales minorías cristianas en Irán. Tienen sus propias iglesias que adoran en sus propios idiomas y tienen una historia de maltrato por parte de sus amos musulmanes, por eso es difícil para un cristiano armenio confiar en un musulmán iraní que dice estar interesado en la fe cristiana. Pero Frances tenía un compañero de piso en Teherán que asistía allí a la Iglesia Anglicana de San Pablo. En ese momento tenía dos servicios, uno en farsi y otro en inglés. La congregación en idioma farsi era en su mayoría conversos del Islam, fue en este momento que Frances "se dio cuenta de que podría ser persa y cristiana". Un pastor estadounidense al que respetó le dijo que no podía permanecer indefensa con respecto a la situación. bautismo; este fue un punto de inflexión Y así en mayo de 1978 fue bautizada y confirmada por su obispo. Este fue el año anterior a la Revolución Islámica. ¿Cómo reaccionó su familia ante todo esto? Sus padres no estaban contentos con eso. Pero ella explica que podría haber sido peor, desde su punto de vista. Esto fue durante la generación hippie, y sus padres "estaban felices de no me quemase el sostén y no bebiera alcohol". Sin embargo, las cuestiones de pertenencia y las relaciones familiares eran claramente temas importantes para Frances y  parecen haber pensado en los eventos y decisiones tomadas en esos días muchas veces a lo largo de los años. Como es el caso de muchos conversos, ella se sintió mirada por los cristianos como una extraña que viene del Islam, y por los musulmanes como "una traidora". Podríamos describir esto como un período de liminalidad indefinida, no pertenecer por completo a un grupo ni al otro. ¿Y si no se hubiera bautizado antes de la Revolución?

Finalmente, hay una tensión que nace de la discontinuidad entre su conversión religiosa y su deseo de honrar a su padre y su madre, una referencia a Éxodo 20:12. En cualquier caso, su decisión de bautizarse nació de un deseo específico: como ella lo expresó, "solo quiero pertenecer ahora". Como si todos estos conflictos no fueran suficientes, también cuestionó su identidad cultural: si ella también se hubiera convertido ¿Occidental? Ella concluye estas reflexiones con el comentario de que ella tenía 28 años, y aún era muy "idealista". Un tema común en las narrativas de conversión del Islam es un momento de búsqueda, de regresar a las fuentes islámicas para encontrar certeza allí. Hay una ortodoxia en el Islam según la cual cualquiera que lea el Corán encontrará allí un signo de autoconfirmación de Dios. De hecho, cuando Mahoma fue desafiado a proporcionar un letrero por los judíos y cristianos de Arabia, replicó que el Corán, por su propia naturaleza y carácter, evidentemente es divino (98: 1-3). Le pregunté a Frances si ella no tuvo un período de valoración del Corán, y respondió que algunas partes del Corán eran alentadoras, como parte del material sobre Jesús.

Por otro lado, parecía que su mensaje era "demasiado simplista: estás allí abajo, estoy aquí arriba". Su encuentro con la liturgia anglicana en farsi también fue memorable para ella. Ella mencionó específicamente cómo el concepto de "copa de sangre" era mucho más impactante para ella en farsi que en inglés. Cuando se dirigió al pastor sobre esto, él simplemente aceptó su observación: era impactante en su contexto, y fue impactante cuando Jesús lo dijo. Ella también lidió con el significado de la Comunión, el acto central de adoración dentro de la iglesia a la que asistía. ¿Cómo debería entender el lenguaje físico que usa el Nuevo Testamento acerca de la presencia de Cristo en la Comunión? O para el caso, ¿qué hay de la Trinidad? Ella resolvió el asunto adoptando un lenguaje "simbólico", aunque lo que eso significa desde el punto de vista de la teología sistemática no está del todo claro. También vemos aquí una ventana a las dificultades pastorales que enfrentan los conversos iraníes en ese momento. Cuando ella discutía el bautismo con su obispo, él explicaba que en Irán solo había un puñado de hombres cristianos iraníes y que ninguno de ellos, en su opinión, era apto para casarse con ella. Ella tenía más de 20 años y el bautismo significaría, con toda probabilidad, una vida sin matrimonio. Ella recuerda cómo se veía a sí misma en ese momento, no siendo muy joven, pero tampoco siendo muy vieja: "Estoy en el estante, pero no estoy polvorienta". Decidió bautizarse de todos modos. Pero a medida que salieron las cosas, ella volvería al Reino Unido y se casó con un escocés en 1980. Todavía están casados ​​y tienen varios hijos adultos.

El presente de la Iglesia en Iran

La sección final de nuestra entrevista se centró en el actual sentido de identidad de Frances con respecto a su iglesia y los cristianos iraníes con los que ha tenido contacto en Castle City. Hay un pequeño grupo iraní afiliado a una iglesia allí, ya que hay en muchas ciudades occidentales en todo el mundo con importantes poblaciones de expatriados iraníes. ¿Cómo se siente Frances en relación con este grupo? Sugerí antes que estaba en una etapa permanente de liminalidad o marginación: seguramente encontraría una comunidad genuina con otros conversos iraníes al cristianismo, ¿no? De hecho, esa no fue su experiencia, lo cual fue algo sorprendente para mí. Ella me dijo que, en general, se sentía ambivalente con respecto a la MBC iraní (congregación de trasfondo musulmán) en Castle City. En su mayoría habían sido influenciados por una tradición bautista conservadora y evangélica y se sentía como "un pez fuera del agua”; tenía dificultades para entender lo que llamaba "fundamentalista", ex musulmana. Cristianos.

Por un lado, su experiencia de la fe cristiana era claramente diferente a la de ella, con sus raíces católicas y anglicanas. Pero también, su farsi se había debilitado a lo largo de los años y le preocupaba que tal vez no la vieran como una auténtica iraní: "Probablemente me vean como demasiado occidentalizada ... Culturalmente, en realidad no soy iraní. Me siento culpable por eso ". Ella menciona que la iglesia Bautista (que está a cargo del MBC iraní) no es una Iglesia sacramental, hay guitarras, música nueva, es más como un lugar de encuentro y reconoce que muchos iraníes modernos encontraría ese lugar atractivo. Hace muchos años ella había hecho los ejercicios espirituales de la Compañía de Jesús, incluyendo un retiro prolongado de silencio. No ve a los conversos iraníes haciendo cosas como esa. De hecho, en mi opinión, ella ha mencionado dos de los ejemplos más opuestos de fe cristiana posible: adoración modelada en torno a un concierto secular de estilo occidental (lo que hacen los bautistas en Castle City), y el ejemplo de los ejercicios espirituales de los jesuitas que enfatizan soledad, silencio y quietud del espíritu ante Dios. También expresó una sensación de dislocación con respecto a su parroquia episcopal muy normal (según los estándares escoceses): la gente ve su vida como aventura y audacia, pero "realmente, en el fondo, soy solo una pequeña mujer asustada de mediana edad"; no es como los cristianos iraníes conservadores y evangélicos, que intentan difundir su fe: "Solo quiero esconderme en el banco de atrás ... solo quiero una vida cómoda". "Hay una veta de exhibicionismo en mi". En otras palabras, existe un interés en la conversión y la extensión de su narrativa a otros, incluidos los musulmanes. Pero su cristianismo no es de la misma manera que el de sus correligionarios iraníes conservadores, no sacramentales. Mi última pregunta a Frances fue cómo veía el estado actual del Islam.

Veía el Islam hoy en día en un lugar similar al cristianismo en el período medieval: eventualmente evolucionará y se volverá menos fundamentalista, aunque esto puede tomar dos o tres generaciones. Esta visión de que el Islam es una estructura de civilización bastante dinámica y progresiva es común en la prensa occidental.

 Análisis y comentarios.

Lo primero que me viene a la mente cuando miro este testimonio es cómo es similar a otros testimonios de otras persona, pero también diferente. Las diferencias son lo que más me interesa. Su relato del comienzo de su conversación con el cristianismo es profundamente estético: este es el mundo secreto de Dios. Es secreto para sus padres porque se encuentra en los libros que lee y en las imágenes que ve, pero también en la misteriosa y heterotópica iglesia católica de Ginebra.

Cuando uno lee relatos de conversión de cristianos ex musulmanes, rara vez encuentra mención de tales elementos estéticos. Solo puedo ofrecer dos hipótesis en respuesta: quizás esto se deba a que la estética / liturgia está genuinamente ausente en la mayoría de las conversiones. Pero, y esto requerirá más investigación, tal vez estos elementos siempre han estado allí en las narraciones de conversión, pero han sido editados por aquellos que fueron responsables de la recopilación, grabación y publicación de esos relatos. Una gran parte del trabajo misionero que se lleva a cabo hoy en día entre los musulmanes lo es por los evangélicos estadounidenses conservadores (es decir, Woodberry y Shubin 2007). Los evangélicos conservadores a su vez tienen muy poco concepto de liturgia y / o belleza como una expresión de la voluntad de gracia de Dios para la humanidad. Esto se puede ver claramente en la arquitectura utilitaria de las "mega-iglesias estadounidenses, donde la funcionalidad es máxima y la belleza estética está, en el mejor de los casos, casi al final de la lista. Otra evidencia aquí es la naturaleza de la música cristiana contemporánea, tan popular entre muchos evangélicos en los Estados Unidos (y en otros lugares). Si bien gran parte de ella es técnicamente lograda, uno rara vez vibra emocionalmente con ella, ni da lugar a un álbum que pueda describirse como majestuoso, en la tradición de, por ejemplo, la misa de réquiem de Mozart o casi cualquier cosa de Bach. Es lógico, al menos, proponer que estos elementos estéticos, cuando ocurren en casos de conversión, son simplemente editados por investigadores que no provienen de una tradición cristiana capaz de comprenderlos. Tales investigadores no tienen un marco de referencia en el mundo de la grabadora / editor / editor. Por lo tanto, no solo es posible sino también obligatorio para ellos eliminar dicho material porque, dada su cosmovisión, la hermosa liturgia y la arquitectura en tanto que testimonio cristiano no aclaran nada en absoluto. Más bien, estos elementos estéticos / litúrgicos oscurecen el verdadero centro de la conversión (evangélica) que es un acto de volición que es principalmente emocional-intelectual y debe centrarse en la conciencia del pecado y la necesidad de un salvador. Creo que una narración tan "hamartiocéntrica" ​​(centrada en el pecado) puede estar relacionada teológicamente con el mundo secreto de Dios de Frances, pero no está del todo claro para mí que esto se pueda hacer con los recursos del cristianismo evangélico conservador. En resumen, ¿no es posible que la estética y la liturgia del cristianismo hayan estado presentes en la conversión del islam al cristianismo, pero se hayan vuelto más o menos invisibles porque los investigadores las consideraron absurdas y, por lo tanto, eliminadas de la erudición de la conversión? ? Otra cosa interesante sobre esta cuenta de conversión que me llamó la atención es su disposición a admitir su sentido de liminalidad o pertenencia incompleta en diferentes niveles. Ella es demasiado cristiana para los musulmanes, pero como un converso del Islam, ella no es una cristiana normal para la gente a su alrededor. Ella es demasiado sacramental para el Baptista del MBC en su ciudad y le preocupa que piensen que no es una verdadera iraní. Finalmente, hay una tensión entre sentir que tiene una historia que vale la pena contar e interesante y su deseo de anonimato y normalidad. En conclusión, la historia de conversión de Frances nos recuerda que la conversión es un proceso multifacético, en su caso sucede durante décadas, en varios países e idiomas, e involucra una gran cantidad de elementos dispares y descoordinados de la literatura infantil, los dibujos y la arquitectura a las

 

relaciones Cómo encajan estas cosas juntas solo lo podemos adivinar. Tal vez sea, al final, una mera coincidencia, o lo que tal vez es lo que Frances llamó: la economía del mundo secreto de Dios.

Publicado en "Estudios de la diáspora" - www.GlobalMissiology.org Abril de 2012Bibliografía y lectura relacionada CT: Christianity Today MF: Mission FrontiersAbu Daoud. 'Apóstatas del Islam' en la revista St Francis 3/4, marzo de 2008.Bowie, Fiona. La antropología de la religión. (Oxford: Blackwell 2000) Buckser, Andrew y Stephen D. Glazier eds. La antropología de la conversión religiosa. (Boulder, Nueva York, Oxford: Rowman y Littlefield 2003) Caner, Emir Fethi y H. Edward Pruitt. La llamada costosa: Historias de los días modernos de los musulmanes que encontraron a Jesús. (Grand Rapids, Michigan: Kregel 2005) _____. The Costly Call, Libro 2. (Grand Rapids, Michigan: Kregel2006) Cornille, Catherine, ed. Muchas mansiones? Múltiple Religión Perteneciente e Identidad Cristiana. (Maryknoll, Nueva York: Orbis 2002) Daccache, Salim. 'Misiones católicas en el Medio Oriente' en el cristianismo: una historia en el Medio Oriente. ed. Badr, Habib, et al. (Beirut: Middle East Council of Churches 2005) pp. 687-712. Farhadian, Charles E. 'Más allá de corderos y logos: cristianismo, culturas y culto en todo el mundo' en la adoración cristiana en todo el mundo: Expansión de horizontes, prácticas de profundización, Charles E. Farhadian ed. (Grand Rapids: Eerdmans 2007) Pp 1-24.Hakimzadeh, Shirin. 'Irán: una gran diáspora en el exterior y millones de refugiados en casa'. MPI 2006. Consultado el 1 de enero de 2012 <www.migrationinformation.org/Profiles/print.cfm?ID=424> IbnWarraq, ed. Saliendo del Islam: los apóstatas hablan. (Amherst, Nueva York: Prometheus Books 2003) Khalil, Mohammad Hassan y MucahitBilici. 'Conversión fuera del Islam: un estudio sobre las narrativas de conversión de los antiguos musulmanes' en el mundo musulmán, vol. 97, enero de 2007. Lewis, Christopher. "Es horario estelar en Irán" en CT, septiembre de 2008 ._____. 'Buscando a casa' en CT, septiembre de 2008. Markarian, Krikor. 'Vacío espiritual' en MF Sep-Oct 2008 ._____. 'La larga marcha hacia adelante: de Ciro al ayatolá' en MF Sep-Oct 2008 ._____. 'La revolución iraní de hoy: cómo los mulás están llevando la nación a Jesús' en MF Sep-Oct 2008. Miller, Duane Alexander. 'Cristianos de la diáspora iraní en el medio oeste estadounidense y Escocia: antecedentes históricos, realidades actuales y desafíos futuros' en la Misionología Global9 / 2, enero de 2012. Miller, Duane Alexander. 'Reapropiación: una hermenéutica acomodaticista del cristianismo islámico' en la revista Saint Francis 5/3, junio de 2009, pp 3-36. Miller, Duane Alexander. 'La narrativa de conversión de Samira: del islam chiita a María, su iglesia y su hijo' en la revista St Francis 5/5, octubre de 2009, pp 81-92.Miller, William McElwee. Diez musulmanes se encuentran con Cristo (Grand Rapids, Michigan; Cambridge, Reino Unido: Eerdmans 2003) Más que sueños. 'Más que sueños: los musulmanes llegan a Cristo a través de Drea ms y Visions 'en Lausanne World Pulse, enero de 2007.Mullins, Rich. Una liturgia, un legado y una banda de ragamuffin. (Nashville, Tenn .: Reunion Records Inc. 1993) Grabación de sonido. Pikkert, Peter. Misioneros protestantes en Oriente Medio: ¿embajadores de Cristo o de la cultura? (Hamilton, Ontario: WEC Canadá 2008) Sanneh, Lamin. 'Muhammad, Profeta del Islam y Jesucristo, Imagen de Dios: un testimonio personal' en el Boletín Internacional de Investigación Misionera 8 / 4.Speelman, Gé. 'Continuidad y discontinuidad en las historias de conversión' en Exchange 35/3, junio de 2006.Straehler, Reinhold. 'El proceso de conversión' en Missionalia 35/3, agosto de 2007, pp 44-57.VanderWerff, Lyle L. Misión cristiana a los musulmanes: el registro: enfoques anglicanos y reformados en la India y el Cercano Oriente, 1800-1938. (Pasadena: Biblioteca William Carey 1977) Viswanathan, Gauri. Fuera del doblez: conversión, modernidad y creencia. (Princeton: Princeton University Press 1998) Paredes, Andrew. "Misión y migración: el factor de la diáspora en la historia cristiana" en Journal of African Christian Thought 5/2, diciembre de 2002, pp. 3-11. Woodberry, J. Dudley, Russell G. Shubin y G. Marks. 'Por qué los musulmanes siguen a Jesús' en CT, octubre de 2007. Consultado el 15 de abril de 2009 <http://www.christianitytoday.com/ct/2007/october/42.80.html>

 

Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Please reload

Síguenos